Mujeres Dieciséis días,  para recordar que son mujeres y no una cifra.  

Dieciséis días,  para recordar que son mujeres y no una cifra.  

Las Casas Refugio tienen como propósito servir de albergue temporal y seguro para las mujeres víctimas de violencia de género, o mujeres que se encuentren en riesgo por una condición especial de vulnerabilidad (migrante, migrante retornada, refugiada, desplazada, víctima de trata y otras circunstancias análogas).
Nora Sagastume

Nora Sagastume

Dieciséis días de continuo caminar hacia los fríos y cerrados edificios, llamados por el poeta Roberto Sosa, en su poema La Casa de la Justicia, “un templo de encantadores de serpientes”.

Una ironía de la vida, el interior de la casa, es un falso espacio seguro para la vida, en ella muchas mujeres pierden la vida. Sin embargo, la justicia no alcanza a los femicidas.

Año con año, en el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, las organizaciones hondureñas de mujeres salen a las calles, al barrio, a la Corte Suprema de Justicia, al Ministerio Público para demandar respuestas concretas al Estado y autoridades hondureñas, sin ninguna respuesta.

Incansables mujeres de la Asociación Calidad de Vida durante todo el año alzan su voz, para exigir un alto a la impunidad y un alto a la violencia contra la mujer.

Ana Lisseth Cruz, directora ejecutiva de Calidad de Vida, denuncia que, en lo que va del año, hasta el mes de octubre 2023, ya se contabilizan más de trescientas cincuentas muertes violentas de mujeres, y los índices de impunidad relacionados con los femicidios superan el 95% en este país centroamericano.

¡Demandamos del Estado y de manera enérgica a las autoridades judiciales, dejar de lado, esa actitud parsimoniosa con que abordan los delitos relacionados con la violencia contra la mujer! Corearon las más de mil mujeres frente al Ministerio Público, el 28 de noviembre en Tegucigalpa.

Leyes pendientes de ser aprobadas, Cruz destaca, que, “el anteproyecto de Ley de Las Casas Refugio, fue dictaminado en el año 2018 y aún se está a la espera que entre en debate”.

La Ley persigue, que las 10 casas refugio existentes tengan financiamiento estatal para funcionar y no sobrevivan con la cooperación internacional. Cruz resaltó que, pese a que la Ley contra la violencia doméstica establece, que, deberían abrirse en cada uno de los 298 municipios del país, lo que se refleja es un déficit de 288, del 97% a nivel nacional.

Las Casas Refugio tienen como propósito servir de albergue temporal y seguro para las mujeres víctimas de violencia de género, o mujeres que se encuentren en riesgo por una condición especial de vulnerabilidad (migrante, migrante retornada, refugiada, desplazada, víctima de trata y otras circunstancias análogas).

Acciones para prevenir la violencia, como las Ferias Comunitarias, realizan en barrios y colonias durante esta semana.

Docenas de mujeres y niños, provenientes de las colonias; Guillen, Zarzuela, El Reparto y la Canaán, asistieron en busca de atención médica. Unas 150 personas fueron atendidas en medicina general y otras cuarenta en odontología, por personal médico del centro de salud de Él Manchen.

Clara Bonilla llegó en busca de atención médica, luego de participar en la charla nos dijo: “aprendí que no debemos dejar pasar muchas cosas en nuestros hogares, tenemos que cuidar a nuestros niños y querernos y cuidarnos nosotras mismas, porque ¡Yo no quiero ser una cifra más!

Historia de derechos de las mujeres:

En 1999 la ONU estableció el 25 de noviembre como el Día Internacional de Eliminación de Violencia contra las mujeres, en homenaje a las activistas de República Dominicana; Minerva Mirabal (34) y a sus hermanas Patria (36) y María Teresa (25), asesinadas en 1960 por la policía secreta de la tiranía de Trujillo. También, eran conocidas en el pueblo como Las Mariposas. Su militancia, su vida y su cruel asesinato las convirtieron en un símbolo de la lucha contra todas las formas de violencia por motivos de género.

Relacionados

Recientes

Scroll al inicio